Paula Anta, Sofía Moro, Fito Conesa, Gerry Johansson, Mauro Curti o Henny Garfunkel son algunos nombres que incluye el FIFCYL palentino en la edición que comienza hoy.

Palencia acoge desde el 17 de abril hasta el 20 de mayo el IV Festival Internacional de Fotografía de Castilla y León que incluye 33 actividades en la ciudad, con 21 exposiciones que reúnen la obra de 93 artistas nacionales e internacionales, y que se muestran en 13 espacios expositivos de interior y exterior, gracias a 16 cubos expositivos en diferentes espacios urbanos.

Los visitantes podrán disfrutar de dos exposiciones en el Museo de Palencia. Por un lado, la Colección de Fotografía Gabino Diego, observada como un relato autobiográfico del actor compuesto por secuencias, que al igual que en una película, va evocando emociones y recuerdos universales en el espectador. Por otro, la Colección Surrealismo en Latinoamérica, un destello artístico con motivo del centenario de la publicación del Primer manifiesto surrealista. 

© Lúa Ribeira

En la Sala Unicaja, se presenta la obra del fotógrafo sueco Gerry Johansson que a finales de los ochenta, dio forma a ‘Spanish Summer’ en silenciosos y áridos parajes de Castilla que conforma un relato de cambios tecnológicos, sociales, medioambientales, y políticos que se verán reflejados en el mundo rural. Comparte espacio con la gallega Lúa Ribeira, una de las tres fotógrafas españolas integrantes de la legendaria agencia Magnum y su visión de aquellos que habitan en los márgenes de la sociedad.

En la Fundación Díaz Caneja se puede disfrutar de la obra expositiva de tres autores. Unai San Martín con sus heliograbados, junto a los paisajes de Enrique Carbó y una pieza de Richard Long (1945), reconocido pionero británico del Land Art, mientras que en la Biblioteca de Palencia tiene lugar la exhibición de una pequeña selección de obras de distintos artistas de la Colección Ogami Press.

El Archivo Histórico de Palencia expone sus fondos fotográficos mostrando las distintas transformaciones que se reflejan en el presente con la muestra ‘Tendencias que marcan época’; mientras que el Museo del Agua, nuevo espacio expositivo del festival, cuenta con el videoarte de Fito Conesa, que adentra al espectador en los estragos de la vida moderna en aguas del Mediterráneo, a través de ‘Anoxia. Un preludio constante’.

Exposiciones en la calle

Un año más, las exposiciones del Festival Internacional de Fotografía de Castilla y León salen a la calle, a través de 16 cubos expositivos de gran formato e impacto que permiten contemplar estas imágenes en calles, plazas y espacios públicos significativos de la ciudad, mostrando la obra de seis fotógrafos de referencia internacional, que ofrecerán diferentes estilos, miradas y objetivos, en un encuentro directo y cercano con el espectador.

© Sofía Moro

En esta ocasión, los cubos se reparten por cuatro espacios urbanos, como son la plaza de la Inmaculada, el paseo del Salón, Jardinillos y la plaza Mayor, que albergan la obra de seis grandes fotógrafos de diferentes estilos, miradas y objetivos. En la plaza de la Inmaculada, seis cubos muestran la obra de Sofía Moro, que presenta ‘Visionarios’; y la temporalidad y lo efímero que definen ‘Riturné’, el proyecto que presenta el italiano Mauro Curti.

En el paseo del Salón está presente la obra ‘Nightfall’ del escocés Niall McDiarmid, junto a los ‘Paraísos Artificiales’ de Paula Anta. La plaza Mayor es el escenario para la serie ‘Where We Belong’ de Alejandra Carles-Tolrá. La obra de la norteamericana Henny Garfunkel, se puede ver repartida en tres cubos expositivos situados en Jardinillos y plaza Mayor.