La escuela madrileña EFTI había puesto a subasta su colección de “más de 1.000 fotografías” a través de la web eactivos.com con material de distinta procedencia, desde imágenes compradas o donadas, así como copias destinadas a la exposición. La subasta ha sido actualmente paralizada.

El departamento de márquetin de eactivos.com envió el pasado 7 de febrero una nota de prensa a los medios, incluido Clavoardiendo, en la que anunciaba la celebración de una subasta de un lote de fotografías “procedentes de EFTI”. 

La web, especializada en subastas online judiciales y concursales, habla de “más de 1.000 fotografías” y destaca entre sus autores a Miguel Oriola, Estefanie Bouza, Olaf Martens, Carlos de Andrés, David Alan Harvey o Tino Soriano”, y añade que “asimismo, hay obras de mujeres como Patricia Allende, Arantxa Boyero, Ángela Piña, Alessia Rollo, Ana Esteban o Ana Frechilla”. La subasta iba a dar comienzo el 7 de marzo.

La sorpresa llega cuando ayer jueves el fotógrafo Tino Soriano denuncia en redes que se están subastando copias realizadas para una exposición en EFTI sin su permiso, ni aviso previo. Mensaje que posteriormente borra al recibir las oportunas explicaciones por parte de la escuela.

Durante el día de ayer, la web de la subasta, en la que se valoraba la colección con 450.000 € (partiendo la puja de 200.000 €), reducía los nombres que aparecían nombrados a los siguientes: Olaf Martens, Miguel Oriola, David Alan Harvey, Abdullah Zaheerunddin, Carlos de Andrés, Julio Galeote, Ángel Rodríguez y Christian Rodríguez. 

Clavoardiendo ha solicitado el catálogo de la subasta e incluye un número inferior al anunciado, con 830 obras de más de cien fotógrafos y fotógrafas diferentes, que incluyen a Martin Bollati, Iván Salmero, Fernando Marcos, Manuel Sonseca, David Schäfer, María Platero, Elisa Miralles, Verónica Fieiras, Mara León, Juan Valbuena, Ana Galán, Cesar Lucas, Enrique Meneses, Lucía Morate, Gervasio Sánchez, Miguel Trillo, Juan Manuel Díaz Burgos, Jorge Aballe, David Catá o David Crespo, entre muchos otros.

El conflicto se genera ante la procedencia de dicho material ya que EFTI es propietaria de aquellas obras compradas o donadas, pero no de otras que simplemente está custodiando, como pueda ser el material destinado a exposiciones (copias de exposición).

Varias personas que aparecen en este listado han confirmado a Clavoardiendo no haber sido informadas en ningún momento de esta venta, otras, que también aparecen, explican que nunca firmaron venta alguna, si bien es verdad que algunas confirman que sus obras fueron debidamente firmadas, seriadas y vendidas mediante contrato.

Ante esta situación, ayer nos pusimos en contacto con José Luis Amores, director de EFTI para aclarar lo sucedido. En primer lugar, nos ha aclarado que la empresa no se encuentra en concurso de acreedores (dato que hemos podido confirmar) sino en proceso de reestructuración de deuda.

Por otro lado, lamenta lo sucedido atribuyendo a un mal asesoramiento el proceso realizado para la subasta, ya que el fin último era conseguir que alguna institución se hiciera cargo de su patrimonio fotográfico (también estaba disponible la librería fotográfica de la escuela).

También reconoce que EFTI tiene una colección fotográfica obtenida mediante compra o donación, pero que aquellas imágenes que no formen parte de esta colección podrán ser reclamadas y retiradas por sus autores y autoras, y se compromete a avisarles para que así se realice.

Además, en la llamada telefónica de anoche se comprometió a emitir hoy mismo un comunicado dando las oportunas aclaraciones de los hechos, aunque ahora nos remiten a una reunión de la directiva de EFTI el lunes.

La web eactivos.com informaba ayer a última hora que la subasta había sido bloqueada y hoy ha retirado la información de la misma.